lunes, 18 de enero de 2010

Google es otra empresa

Me contaba Enrique el otro día que ha invertido algo en Google y me quedé pensando sobre cual es el momento de Google.

Creo que este año puede ser el año en el Google se convierta en una empresa más y deje de fascinar tanto.

Quede claro que creo que Google es una gran empresa y que seguirá creciendo. Tampoco voy a pararme en hacer una glosa de lo mucho bueno que han hecho y siguen haciendo.

Pero mi opinión es que han dejado atrás su fase de alto crecimiento, y empezarán a crecer a ritmos propios de una empresa madura

Google ha sido una empresa revolucionaria que ha roto esquemas y ha lanzado o incorporado productos de éxito a un ritmo trepidante (gratuitos).

Sin embargo en los últimos tiempos han empezado a cerrar o abandonar algunos de esos productos. Y algunos de sus últimos grandes lanzamientos están quedándose en mucho ruido y pocas nueces: Nexus One. Cuando no en grandes fracasos: Google Wave.

Lo del Nexus One es bastante ilustrativo de que no va a bastar con ponerle a algo la marca Google para que tenga éxito. Incluso aunque sea un buen producto como es el Nexus One.

La cuestión es que tras ya varios años y muchas líneas de productos abiertas, sigue haciendo el dinero de lo mismo de siempre: Adwords.

Por otra parte, Google está en una situación más frágil de lo que puede parecer.

Primero porque gran parte de su éxito es que sus servicios son gratuitos. Pero llega un momento que a los servicios o les sacas un retorno, o es complicado explicar que se deben subvencionar eternamente.

Luego está su gran imagen y filosofía de "Don't be evil". Y eso sirve, mientras puedas permitirtela o la gente se la crea. Pero ya hace tiempo que la omnipresencia de Google crea suspicacias, cuando no directamente conflictos como los que tiene en algunos paises Francia, China, ... o con los medios de comunicación: Fox, por ejemplo.

Además, el "Don't be evil" es una filosofía que puede quedarse en mera pose si te metes en negocios que no controlas, como la telefonía móvil. Los problemas te pueden desbordar y anular tu buena intención.

Microsoft también tenía una gran imagen a principios de los 90 y ahora parece que todo el mundo está intentando migrar de Microsoft a otro SO en cuanto sea posible.

Google no cuenta con la ventaja de tener el mercado tan cautivo como el que sigue teniendo Microsoft. Ahora puede parecer improbable, pero no es imposible empezar de un día a otro a usar otro buscador. Otro de los existentes o uno nuevo que haga mejor las búsquedas.
O que Google haga una trastada tan sonora que la gente empiece a desconfiar de ellos.

Es sólo una opinión.

(Soy cliente y usuario intensivo de Google. Dependo de ellos y estoy contento de sus servicios.)

No hay comentarios:

Compartir